La presidenta Jeanine Áñez anunció la noche de este miércoles que desde las 00:00 horas de este jueves rige en todo el país el “estado de emergencia sanitaria”, con el endurecimiento de las medidas adoptadas por el Gobierno en el marco la cuarentena nacional para frenar la expansión del coronavirus en Bolivia.

“Nos vemos en la necesidad de endurecer las medidas. Seremos firmes en hacer cumplir la cuarentena”, fundamentó la mandataria, rodeada por su gabinete de ministros y en transmisión por BoliviaTV, desde Palacio Quemado.

Desde mañana, en el marco de las nuevas restricciones impuestas, se prohíbe la circulación total de vehículos públicos y privados, con la excepción de ambulancias y de fuerzas de seguridad.

Además, se decreta el cierre total de todas las fronteras, “nadie entra y nadie sale” de territorio nacional, salvo por motivos de salud y seguridad, remarcó Áñez, al concluir una prolongada sesión del gabinete ministerial

El “estado de emergencia sanitaria” que no figura como tal en la Constitución Política del Estado, rige desde las 0 horas de este jueves y hasta el 15 de abril.

CIRCULACIÓN RESTRINGIDA 

Las nuevas disposiciones del Gobierno, que serán refrendadas vía Decreto Supremo, también endurecen más la circulación peatonal. Solamente una persona por familia podrá salir de su casa para comprar alimentos o medicamentos, entre las 7:00 y las 12:00.

Las personas deben estar comprendidas entre los 18 y 65 años de edad. Además, las personas podrían abandonar sus hogares por días y según la terminación de sus carnets de identidad, según el siguiente detalle.

DÍA  TERMINACIÓN

Lunes  1-2

Martes  3-4

Miércoles  5-6

Jueves  7-8

Viernes  9-0

Los días sábados y domingos queda terminantemente prohibida la circulación de personas en todo el país.

En el caso de los adultos mayores que deben cobrar su Renta Dignidad, Áñez señaló que uno de sus familiares podrá hacerlo con la respectiva autorización.

La presidenta advirtió que las autoridades actuarán con todo el rigor para hacer cumplir la ley, porque los infractores adecuarían su conducta a delitos contra la salud pública, que se pena con 10 años de cárcel.

“Las alcaldías y gobernaciones deben emitir Autos de Buen Gobierno y medidas control para el cumplimiento”, detalló, al anunciar también que en el marco de este estado de emergencia, se dispone que en caso de incumplimiento, los Sedes (Servicios Departamentales de Salud) pasarán a depender del Ministerio de Salud.

Habló de multas de 1.000 y 2.000 bolivianos, ochos horas de arresto y procesamiento de los infractores. “Si respetamos la cuarentena vamos a controlar el virus; si cumplimos, vamos a disminuir hasta que poco a poco termine”, sostuvo.

En la última parte de su discurso, la Primera Mandataria anunció que el Gobierno repartirá “una canasta familiar gratuita” a 1,6 millones de hogares en todo el país, para cooperar con los más necesitados y afectados por la pandemia.

El Órgano Ejecutivo también correrá con el pago de las facturas de agua y luz, que lleguen hasta los Bs 120 por mes, en abril, mayo y junio.

Cuando el estado de emergencia pase, “entre todos, volveremos a sonreír”, cerró Áñez.

Hasta la noche de este miércoles, el país tiene 38 casos confirmados de covid-19, 24 de los cuales están en Santa Cruz, ocho en Oruro, tres en La Paz y tres en Cochabamba.

CORREO DEL SUR

Facebook Comments