La presidenta de la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP), Eva Copa, pidió este miércoles a las autoridades del Gobierno de transición políticas integrales que garanticen la alimentación de la población más necesitada, la atención y medicamentos a favor de la ciudadanía que padece de múltiples enfermedades, como diabetes y cáncer, antes de la declaratoria de un estado de excepción que se pretende ejecutar para evitar la propagación del coronavirus (COVID-19) en el país.

En conferencia de prensa, Copa señaló que ante la emergencia nacional a causa de este virus, el país vive no solo un conflicto sanitario, sino también un conflicto social, ante las situaciones adversas en las que se encuentra el 70 por ciento de la población boliviana, dedicada al comercio informal y a las actividades por cuenta propia: “Si no tienen nada que comer, existe el riesgo de morir de hambre en sus casas”.

“El Gobierno de transición tendría que plantearnos políticas integrales de cómo vamos a solucionar el conflicto económico de las familias que viven al día, las familias o las personas que salen a vender o que están saliendo a trabajar; no es por gusto y gana, es por necesidad. Pongámonos en el lugar del otro: ellos no son asalariados, no tienen salarios fijos y tienen que salir a buscar el pan de cada día. Es por eso que nosotros pedimos al Ejecutivo que nos dé políticas claras de qué es lo que va a pasar si es que existe un estado de excepción”, dijo la autoridad legislativa.

Copa pidió al Gobierno transitorio que antes de declarar un estado de excepción, realice una evaluación plena referente al cumplimiento de los cuatro días de cuarentena en los nueve departamentos del país, acompañado de un reporte detallado sobre los últimos casos de coronavirus y sus proyecciones a futuro.

“Llevándolos presos, amenazándolos, no significa que el virus no va entrar o que la gente no va a salir, primero se debe solucionar el problema sanitario y el problema social y para eso tiene que haber políticas integrales… ¿Qué va a pasar si existe un estado de excepción? ¿Cómo van a llevar los alimentos a estos hogares? ¿Qué vamos a hacer después (de la cuarentena) para que estas familias puedan contar con los recursos económicos para pagar los servicios básicos?”, dijo la presidenta de la ALP.

Para Copa, uno de los mecanismos que se puede utilizar para enfrentar la cuarentena es la conformación de brigadas de entrega de alimentos y medicamentos a las familias que no cuentan con un salario fijo, las mismas que no podrán generar ingresos económicos de darse un estado de excepción o un toque de queda más prolongado.

“Reitero que la mejor política no es de la amenaza sino de la atención integral a las necesidades de la población, por lo que insisto en que se debe realizar una evaluación, por departamentos y regiones, de los primeros días de la cuarentena”, manifestó Copa, quien espera que las autoridades transitorias se pongan en la posición de los más necesitados antes de poner en marcha medidas coercitivas.

Cabe señalar que el Gobierno analiza la posibilidad de decretar un estado de sitio «focalizado» ya que algunas regiones del país se niegan a acatar la cuarentena de 14 días decretada como una medida de prevención para evitar la propagación del coronavirus.

Esta mañana, el viceministro de Seguridad Ciudadana, Wilson Santamaría, identificó a Yapacaní y Montero (Santa Cruz), al Trópico cochabambino y a Río Seco y Senkata (El Alto) como los lugares más conflictivos que se rehúsan a acatar la cuarentena.

OXÍGENO DIGITAL

Facebook Comments