SMC/GAMLP

El Gobierno Autónomo Municipal de La Paz, a través de la Secretaría Municipal de Culturas, inauguró este domingo el segundo Centro de Información y Orientación de Medicina Tradicional Qullan Uta, un espacio de atención a la comunidad que ofrece una alternativa médica natural que preserva la vida y la naturaleza, manteniendo la armonía entre la Pachamama y los seres humanos.

En este espacio atenderán médicos tradicionales ancestrales, parteras y naturistas.

Cuatros factores fueron resaltados por el secretario municipal de Culturas, Andrés Zaratti en el acto de inauguración. Primero, desde la cultura se puede mejorar las condiciones de vida de los ciudadanos, no solo por el tema artístico y recreativo, sino por “la recuperación de los saberes ancestrales”.  En segundo lugar es importante promover la cultura de manera desconcentrada, “hay que salir del centro”, explicó Zaratti, a tiempo de considerar que se debe “trabajar lo intangible, los espacios de encuentro, espacios de interacción que deben convertirse en las casas comunales”.

Como tercer punto, la autoridad edil dijo que cree en el trabajo colectivo y comunitario, donde el apoyo de los médicos naturistas, kallawayas y las parteras ha sido vital para tener un espacio de atención y formación. “Al frente tenemos un huerto que lo vamos a ver, donde hemos puesto una variedad de plantas medicinales, para que las personas se enteren” sobre las cualidades que tienen las mismas.

Finalmente, Zaratti dijo que cree que es importante “promover el diálogo intercultural y, de esta manera, recuperar los conocimientos de nuestros ancestros”.

Con esas palabras, el secretario edil inauguró este centro, que está ubicado en la Casa Comunal de la Junta de Vecinos de Santa Fe Constructores, ubicada en final avenida Kantutani. Zona Alto Valle Hermoso, distrito 14 del Macrodistrito San Antonio.

Las especialidades

Los médicos tradicionales son amawt’as, yatirirs, ch’amakanis, aysiris y chamanis, kallawayas, qullirirs, qaquris, hueseros, chifleras y otros que practican y ejercen, en sus diferentes formas y modalidades, la medicina natural, recurriendo a procedimientos terapéuticos tradicionales basados en plantas, animales, minerales, terapias espirituales y técnicas manuales.

Su trabajo busca mantener y preservar el equilibrio de las personas, la familia y la comunidad para tener una salud integral apropiada en complementariedad con la naturaleza y el cosmos.

Los médicos tradicionales gozan de reconocimiento y se constituyen en los guardianes de la conservación, reconstitución y restitución de los sitios sagrados de la espiritualidad ancestral milenaria.

Por su parte, las parteras cuidan y asisten a las mujeres antes, durante y después del parto, además cuidan del recién nacido.

Los naturistas son mujeres y hombres con amplios conocimientos de plantas medicinales naturales y otros recursos de la naturaleza de diversas zonas geográficas de Bolivia, que aplican en la prevención y tratamiento de las dolencias y enfermedades.

El Gobierno Autónomo Municipal de La Paz considera los conocimientos, sabidurías y prácticas de la medicina tradicional como un legado histórico, legítimo y originario que forma parte del patrimonio de la salud intercultural. Así, Qullan Uta tiene el objetivo de divulgar y promocionar la medicina tradicional de forma inclusiva, equitativa, solidaria, con calidad y calidez comunitaria e intercultural en beneficio de la ciudadanía en general.

El primer espacio de este tipo funciona en la plaza Alonso de Mendoza, al lado del museo Tambo Quirquincho, desde hace cinco años.

Facebook Comments