El alcalde de del Movimiento al Socialismo (MAS), Edgar Ramos, fue aprehendido en tarde de hoy en la zona de Sopocachi de la ciudad de La Paz para luego ser trasladado a la Fiscalía de la ciudad de El Alto, anuncio la cuenta de Twitter del diputado Rafael Quispe (@TataQuispe)

Es acusado por los delitos de uso indebido de influencias, incumplimiento de deberes y contratos lesivos al Estado, informó el director de la Fuerza Espacial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de la ciudad de El Alto, Douglas Uzquiano.

El ministro de Justicia, Héctor Arce, había confirmado la información hoy por la tarde en conferencia de prensa.

“En el centro más propiamente en Sopocachi fue aprehendido y está siendo conducido a la Fiscalía, se está dando cumplimento al mandamiento de aprehensión por actos que cometió como funcionario público en la localidad de Achacachi”, dijo Uzquiano a Radio Fides.

Identificaron irregularidades “gravísimas” de tipo penal en la ejecución de cinco obras; el hospital de segundo nivel en Achacachi; rotonda hospital de segundo nivel; centro de salud; construcción de establos y establos para la alimentación de ganado, por los cuales Ramos fue denunciado ante el Ministerio Público.

Según datos del Ministerio de Justicia, las obras fueron entregadas el 2016 con reporte de ejecución física, sin embargo, recién se licitó de manera direccionada el año 2017 en la construcción de establos la característica es la misma.

Recordemos que Edgar Ramos no gobernaba desde las instalaciones oficiales en el municipal de Achacachi. En febrero de 2017 fue acusado de corrupción y estalló un conflicto social que desencadenó el saqueo al pueblo, quema de domicilios, cuando los propios vecinos pidieron la renuncia al cargo por falta de transparencia en su informe de gestión.

En julio del 2018 reapareció nuevamente informando que seguía ocupando el cargo de alcalde del municipio de Achacacchi con oficinas del pueblo contiguo de Warisata.

El pueblo se vio fuertemente afectado ante el rechazo de los mismos pobladores de Achacachi que no reconocían su autoridad como alcalde.

Dirigentes perseguidos por denunciar las irregularidades

En febrero del 2017, los vecinos de Achacachi rechazaron la rendición de cuentas del alcalde Édgar Ramos ante las irregularidades de los sobreprecios en los proyectos. El rechazo derivó en una protesta de dos bandos uno en apoyo al alcalde y el otro exigiendo su renuncia.

Los dirigentes Esnor Condori de la Fejuve (con arresto domiciliario) y Elsner Larrazabal presidente del Comité Cívico (en Perú como refugiado político) en ese entonces, fueron enviados a la cárcel acusado de por los delitos de secuestro, coacción y privación de libertad.

El 15 de febrero, los Ponchos Rojos entraron al pueblo saqueando y quemando varios negocios por donde pasaba la protesta.

Facebook Comments