El Banco Unión inauguró ayer su nuevo edificio en la calle 21 de Calacoto, en la zona Sur de La Paz, con una inversión de 9,7 millones de dólares y con la ausencia del presidente Evo Morales y los gritos de “Bolivia dijo No”.

El evento estaba previsto para las 14:30 y mediantes redes sociales comenzó a circular un mensaje de que Morales llegaría a las 15:00. Una decena de ciudadanos acudieron a la convocatoria y comenzaron a gritar “Bolivia dijo No”, como una consigna para que se respeten los resultados del referendo del 21F.

El grupo de personas con banderas blancas con la leyenda 21F y un cartel se apostaron frente a la moderna infraestructura y en la otra vereda otro grupo de personas apoyó la reelección de Morales y no dejaban de gritar “Bolivia dijo Sí” y la Policía se quedó en medio para evitar agresiones. Minutos después comenzó el acto sin la presencia del jefe de Estado.

El ministro de Economía, Mario Guillén, justificó la ausencia del mandatario. “Quiero excusar a nuestro presidente Evo. Estaba dirigiéndose aquí al banco, tuvo una urgencia y fue a solucionar este problema. (…) su presencia hubiese realzado de mejor manera este acto de inauguración, pero fue truncada por esta urgencia que tuvo. De todas maneras él me delegó esta inauguración no sin antes pedirles disculpas. A veces la delicada labor que él desempeña hace que se sufra este tipo de inconvenientes”, declaró el funcionario.

El moderno edificio fue construido sobre un predio de 1.484 metros cuadrados. Tiene 18 pisos y una superficie total de 12.182 metros cuadrados construidos y en los que se incluyen dos sótanos. En uno de estos últimos se emplazó su bóveda flotante porque ninguna de sus superficies horizontales o verticales se encuentran en contacto con el suelo o las paredes.

En la planta baja se encuentra la Unizona, donde se presenta un nuevo concepto de servicio con cajeros recaudadores, quiosco virtual, pantallas interactivas, pantallas de autoconsulta y un call center. También se encuentra la agencia que funciona en dos niveles con 19 cajas para la atención del público.

El gerente del banco, Rolando Valentín Marín, informó que el edificio cumple con estándares de calidad internacionales en seguridad, funcionalidad y comunicaciones. “Cuenta con un sofisticado sistema de seguridad con cámaras y circuito cerrado, vigilancia, sistemas contra incendios, de energía ininterrumpida, y antisísmica”, afirmó.

El ejecutivo añadió que “el permanente crecimiento (del Banco Unión) nos obliga a tener un centro de comando. En este caso, una infraestructura propia que necesita coordinar todas las operaciones”. Por ejemplo, tendrá una sala de directorio donde se coordinará reuniones mediante telecomunicaciones.

Facebook Comments

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *